Organizaciones piden red de apoyo en causa contra ciudadanas colombianas

28/07/2022
Comparte

Una situación muy compleja está viviendo en Chile la ciudadana afrocolombiana Paola Micolta Mendoza, de 35 años, después de ser encarcelada en nuestro país en un intento por recuperar a su hijo de 5 años. 

Esto, de acuerdo a lo denunciado por Fundación Pájarx entre Púas, organización sin fines de lucro que trabaja con mujeres privadas de libertad en la región de Valparaíso y que hoy en día se encuentra brindando apoyo sicológico y social a Paola Micolta y su familia.

El caso judicial data del 16 de noviembre de 2021, cuando Paola Micolta fue detenida en la comuna de Cerro Navia, en la Región Metropolitana, y formalizada al día siguiente por el delito de sustracción de menores, luego de ser acusada por su ex pareja, por  supuestamente haber secuestrado al hijo de ambos.

Los primeros antecedentes entregados por la fundación vienen del 2016, cuando Paola, estando embarazada y residiendo con su pareja en la ciudad de Viña del Mar, ella comienza a ser víctima de violencia psicológica por parte de su pareja, recibiendo múltiples humillaciones y maltratos. Por esto, decide volver a Colombia para su cuidado.

Durante un tiempo Paola continuó manteniendo contacto con el padre del niño y en mayo de 2018 este lo trae a Chile por un tiempo limitado. Habiendo otorgado autorización legal para el viaje, se denuncia que el padre del niño, rompe lo acordado y se queda con él en Chile.

Ella interpone una denuncia en Colombia por secuestro internacional en contra del padre del niño y el Poder Judicial de ese país envía los antecedentes a Chile. Por su parte, el padre del niño en nuestro país decide denunciar ante el Tribunal de Familia de Viña del Mar vulneración de derechos sobre el niño.

El problema surge porque, existiendo desde Colombia una denuncia por secuestro internacional, el Tribunal de Familia de Viña del Mar le otorgó el cuidado personal del niño al padre, “desconociendo la situación ilegal en que se expuso a su hijo en Chile”, señala la fundación.

La organización advierte que la abuela de Paola, quien vive en Chile, interpuso una denuncia por maltrato en octubre de 2021. Paola decide viajar a Chile para poder verlo en Viña del Mar.

En octubre, ambas llegan al jardín infantil donde la abuela tiene que retirarlo al término de la jornada escolar y la reunirse, el padre interpone una denuncia ante la PDI por sustracción de menores. El 16 de noviembre de 2021 es detenida y hoy la joven madre proveniente de Colombia se encuentra en prisión preventiva en la Cárcel de Valparaíso.

La Fundación Pájarx entre Púas hace un llamado a atender el caso prontamente, convocando a una red de apoyo, habla su vocera, Myr Chavez.

La organización advierte por la salud de Paola Micolta, señalando que lo ocurrido tiene un carácter discriminatorio y machista en contra de una mujer Colombiana y de origen afrodescendiente. Plantean que esto sea resuelto en un proceso aplicando perspectiva de género, buscando evitar lo ocurrido en el caso de la muerte de la mujer Joan Florvil.

En noviembre del año pasado la Fiscal Jefe de Viña de Mar, Vivian Quiñones, junto al Prefecto de Viña del Mar, Marco Quiñones entregaban detalles con los que se formalizó a Celinda Micolta Mendoza y Paola Andrea Micolta Mendoza, abuela y madre del niño.

En audiencia, la magistrada Loreto León Pinochet señaló como parte de su resolución: "Yo entiendo la posición de la madre, de querer contactarse y tener contacto con su hijo, pero para eso existe el Tribunal de Familia, los procedimientos legales”. Ella acogió la petición del Ministerio Público respecto de la medida cautelar, por lo que ordenó la detención en el Centro Penitenciario de Valparaíso y había fijado inicialmente un plazo de investigación de 60 días, pero la causa sigue pendiente.